Naturaleza, patrimonio y tradición en la Semana Santa de Burgos

0
262
views

La Bajada del Ángel en Aranda de Duero, los Vía Crucis de Covarrubias y Lerma o el Judas de Villadiego atraen cada año a miles de visitantes a la provincia.

San Pantaleón de losa Burgos - Naturaleza, patrimonio y tradición en la Semana Santa de Burgos

Procesiones, Vía Crucis vivientes, representaciones y ritos ancestrales. Las localidades de la provincia de Burgos celebran cada año una Semana Santa llena de tradición en la que destacan algunos actos repletos de devoción y originalidad como la Bajada del Ángel de Aranda de Duero, los Vía Crucis de Covarrubias y Lerma o el Judas de Villadiego.

Además de disfrutar de la tradición y la cultura, en estas fechas, la provincia de Burgos ofrece planes para todos los públicos: paisajes llenos de contrastes que van desde las cascadas de Las Merindades, hasta las llanuras vinícolas del sur, pasando por las montañas de la Sierra de la Demanda; rutas por el patrimonio románico de la provincia, caminos llenos de historia como el Camino de Santiago; pueblos históricos y visitas a las bodegas burgalesas de la Denominación de Origen Arlanza y Ribera del Duero.

En Semana Santa, la provincia de Burgos se convierte en un buen destino para los amantes de la tradición, la naturaleza y la cultura.

Tradiciones populares repletas de devoción y originalidad

Desde el Viernes de Dolores al Domingo de Resurrección, en toda la provincia de Burgos se suceden diferentes actos que atraen tanto a devotos como a aquellos que buscan unas celebraciones originales y llenas de tradición. Localidades como Aranda de Duero, Covarrubias, Lerma, Villadiego o Trespaderne combinan el fervor de su Semana Santa con un entorno muy atractivo para una escapada.

Así, Aranda de Duero es escenario de diferentes actos religiosos organizados por cinco hermandades y tres cofradías. Durante toda la Semana Santa, se suceden procesiones como la de “La Borriquilla” del Domingo de Ramos o la de “El Silencio” en Jueves Santo, aunque los actos más significativos tienen lugar el Viernes Santo, con el sermón y la ceremonia de “El Descendimiento” y el Domingo de Ramos con la “Bajada del Ángel”. Precisamente ese acto es el más popular de toda la Semana Santa arandina, momento en el que un niño desciende en un globo sujeto por un arnés ante las personas congregadas en la plaza de Santa María para anunciar a Nuestra Señora de la Misericordia la resurrección de Jesús.

bajada del angel en Aranda de Duero Burgos - Naturaleza, patrimonio y tradición en la Semana Santa de Burgos

Covarrubias y Lerma también destacan por su Semana Santa. Ambas localidades celebran un Vía Crucis para el que los vecinos se preparan durante todo el año. En Covarrubias, la procesión del Santo Entierro recorre las calles más emblemáticas de la ciudad con diferentes representaciones que transcurren a orillas del río Arlanza, acompañadas de hogueras y que tienen su escena más representativa en el Descendimiento de la Cruz, junto al retablo del Altar Mayor de la Ex-Colegiata de Covarrubias.

En Lerma, tambores y dulzainas acompañan a la procesión del Santo Entierro, caracterizada por las famosas coplas cantadas por sus vecinos que se remontan al siglo XVII. El acto, uno de los referentes dentro de las procesiones vivientes de Castilla y León, tiene lugar durante la tarde del Viernes Santo.

Igual de fervorosas y llamativas son las tradiciones de Villadiego y Trespaderne. El Judas de Villadiego hunde sus raíces en los ritos de las primeras civilizaciones del lugar, una tradición que representa el paso de la austeridad propia de la Semana Santa al carácter festivo de la Resurrección. Los vecinos salen a la calle a representar la lucha entre el Bien (encarnado por el Rey y sus tropas) y el Mal (al que da vida Judas Iscariote).

Al norte de la provincia, en Trespaderne, la quema de El Judas es la celebración más llamativa de toda la Semana Santa. Sus habitantes fabrican Judas de cartón que hacen explotar en un espectáculo pirotécnico de luz y sonido.

Cascada de Orbaneja Burgos - Naturaleza, patrimonio y tradición en la Semana Santa de Burgos

Naturaleza, gastronomía y patrimonio para una escapada primaveral

Además de los diferentes actos de Semana Santa que tendrán lugar entre el 23 de marzo y el 2 de abril, el comienzo de la primavera es un buen momento para disfrutar de los recursos naturales y del patrimonio de la provincia de Burgos.

Al norte, los visitantes descubrirán un conjunto cascadas que se infiltran en pueblos (Orbaneja del Castillo), desembocan en pozos transparentes de agua esmeralda (Peñaladros) o permiten disfrutar de contrastes tan impresionantes como el Salto del Nervión, el más grande de la Península Ibérica, con casi 300 metros de altura.

Para quien quiera conocer los detalles del románico, la zona de las Merindades se convierte en punto estratégico para sumergirse en el pasado. Ermitas como la de San Pedro de Tejada o la de San Pantaleón de Losa son auténticos baluartes de un estilo clave en la provincia.

Los paisajes montañosos del norte de la provincia contrastan con la quietud de las llanuras del sur. Zonas como la Ribera del Duero son una invitación a descubrir los escenarios del vino y un destino ideal para disfrutar de una escapada gastronómica y enológica con sus característicos vinos tintos y rosados que tienen en Roa y Aranda de Duero dos de sus baluartes.

Por su parte, bajo Denominación de Origen Arlanza, se integran rutas llenas de bosques y encinas que rodean pueblos como Covarrubias o Santo Domingo de Silos, con bodegas repartidas por localidades como Santo Domingo de Silos, Lerma o Villalmanzo. Un buen destino para los amantes de la gastronomía y la autenticidad.

turismoburgos.org

Dejar respuesta

Por favor inserte su comentario!
Please enter your name here